domingo, 5 de octubre de 2014

DUCROSS Aranjuez

Hola Chavales.

Segundo DUCROSS del año en el que participamos, Esta vez Dani y Carlos.

Éste era mas asequible, no había tantas cuestas y eso se ha notado en los tiempos. Aunque, por otro lado, el ver que era más sencillo te hace ir mucho más fuerte y al final acabas igual de reventado.

Había poca gente, unos 300, pero con más nivel que en el anterior DUCROSS, por lo menos en las pintas del personal.

Ésta vez, dada la notable diferencia de nivel, cada uno tomamos nuestro ritmo desde el inicio y nos fue mejor, ya que el esperarse en estas pruebas tan cortas no es buena idea. Total que Dani empezó más fuerte y poco a poco fue tomando terreno. En la primera transición coincidimos, pero en la segunda ni le vi.

El caso es que hicimos muy buenos tiempos y pasamos una mañana entretenida. Luego, cómo no, nos tomamos una cervecita para celebrarlo.

Desconozco si Dani se cayó, al no ir con el en el tramo de bici. todo hace pensar que consiguió estar encima de la cabra todo el tiempo. Bien hecho !!!.

Ahí van las fotos de entrada en meta y otra en el camino...


Posición Total: 93. Posición Categoría (18-29): 12
Posición Total: 150. Posición Categoría (40-49): 33
Dani "On Fire"

domingo, 28 de septiembre de 2014

Talajara 2014

Hola Compañeros.

Que mejor manera de volver a los caminos que pegándonos 125 kms de duro btt.

El día fue completo, sobre todo en lo climatológico. Ya una semana antes las previsiones eran de lluvia, pero uno no lo quiere creer hasta que se da cuenta que esta debajo del agua.

Últimos retoques a la bici
El madrugón fue de los buenos, a las 6:30 arriba (Dani a las 6, que tenía que pillar el dorsal), a desayunar y una hora de coche hasta Talavera. Teníamos previsto el lugar de aparcamiento y salió bien la cosa. Así que a bajar las bicis de los coches, últimos preparativos y a la línea de salida. Allí había una barbaridad de gente, no sé a que hora se levantan, así que nos toco ponernos en cola para salir. Tampoco es mucho problema ya que como después hay unas cuantas zonas de atascos, se pilla bien a la gente.

Preparados para salir
Muchos charcos en el camino y poco a poco nos íbamos llenando de barro. Además los charcos provocaban retenciones en la vía y, en un algún caso nos toco poner pie a tierra en los primeros kilómetros del recorrido.

En el km 21 se toma la vía verde del Jara y nos acompaña durante muchos kilómetros, hasta el 58. Lo mismo que la lluvia. Nos obliga a ponernos los chubasqueros porque hay rachas de fuerte lluvia. Menos mal que la pillamos en la vía verde, que está mejor acondicionada que cualquier otra pista. En el inicio de la vía verde está el primer avituallamiento, en el que apenas paramos ya que era aún pronto y no era muy completo.

Video del paso por el Km. 33:

video

Seguimos, sin abandonar la vía, comiéndonos kilómetros. Hay zonas en las que se hace un poco aburrido, pero es un alivio para las piernas y el trasero. Aquí nos damos cuenta que, una de dos, o nosotros estamos flojos, o el resto de la gente está excesivamente fuerte, ya que sólo nos adelanta gente y nosotros no olemos una. Llegamos al siguiente avituallamiento (Km 38). Aquí paramos un buen rato para tomar fuerzas y ver el lamentable estado de nuestros cuerpos y bicis. Ya estamos hasta atrás de barro y las bicis ni que decir. Con lo engrasadas que llegaron a Talavera, ahora no había una pieza que no hiciera ruido. En este punto se separan las rutas de 125 kms y 80 kms. Nosotros seguimos por la larga y no soltamos la vía verde.



 
Empezamos a tener barro
En esta zona parece mentira que hayamos salido 4000 personas, ya que en 20 kilómetros apenas vemos a 30 corredores. Aunque el camino tiene grandes rectas, hay momentos en los que no hay nadie ni delante ni detrás. Inquietante.

Dani junto a su embarrada bici

Y Carlitos con su montura, en iguales condiciones
Y llegó el fin de lo cómodo. Km 58, avituallamiento y fin de la vía verde. De nuevo un ratillo para comer y beber. Tras salir nos espera un tramo de enlace de carretera local asfaltada, pero cuesta arriba. Después de comer, se hace dura y además, como aun queda lo peor, hay que regularse bien para no quemarse. Tras soltar la carretera, el cachondeo impera. Toca subir, subir y subir. Desde aquí ya no hay zonas cómodas, primero por las fuertes subidas, segundo por los incomodísimos y bacheados tramos llanos en los que el trasero sufre demasiado y tercero por los peligrosos descensos que, debido al barro, merecen prudencia. La prudencia le llegó a Dani en forma de caída (como no), sin ninguna consecuencia salvo un rasguño en la pierna. Este muchacho no falla, pero es duro como una piedra.

Secuelas de la caída
En el kilómetro 75, paramos de nuevo en un avituallamiento a comer y a beber, que aún quedaba mucho y muy duro. De aquí hasta el 77, es todo hacia arriba, hasta llegar en ese kilómetro hasta la cota más alta del recorrido. Toco poner pie a tierra en su parte final ya que las cuestas eran extremadamente duras. Después de bajar un poco subimos hasta el cerro del burro, en el km 93. Allí se vuelven a unir los participantes del recorrido de 80 km, y la aglutinación de gente se hace más que evidente. Hasta tal extremo que en la bajada a Alcaudete, de nuevo encontramos retenciones en una muy peligrosa bajada que, debido al barro de terreno arcilloso, convertía el camino en una pista de patinaje.


Esta cuesta era muy dura !!!
Llegamos a Alcaudete (km 97) ahí nos apretamos un plato de migas manchegas entre algo de lluvia y buena música. Fue un buen rato, pero esto no había acabado. Durante los siguientes 10 kms, el recorrido era más o menos llevadero, justo hasta el km 107, donde de nuevo había otro avituallamiento. Aquí paramos poco, no sin antes comer y beber.



 
Zampando las migas

Algo de barro iría a la boca, seguro


Desde aquí nos esperaban unas zonas muy duras con un continuo sube y baja que, a estas alturas de marcha, requería meter todo el desarrollo disponible debido a la fatiga. Fue una zona muy cansada y en la que acabamos más que tocados. Después la entrada a Talavera fue más cómoda hasta llegar a la meta.

Así no entras en casa
Reto conseguido, pero... esto no iba a acabar así. Decidimos esperar para limpiar las bicis en la zona de lavado. Una laaaarga cola que, cómo no teníamos prisa, llevamos bien. Pero justo 5 minutos antes de lavar la bici, empezó a llover muy fuerte. Por suerte pudimos limpiarlas, pero después nos toco esperar mucho tiempo hasta que pasara la tormenta para poder volver al coche y tomar camino de vuelta. Aun así nos mojamos bastante.

Tan sólo resta decir que disfrutamos en el camino de vuelta con uno de esos famosos atascos de la A-5. En resumen, salimos a las 7 de la mañana y hasta las 10 de la noche no entramos en casa.

Pese al tiempo, una buena experiencia, buen ambiente y un completo día de bici. A ver si para el año que viene somos más y no se raja el personal (esto va por ti, Guille)

PD. anotamos una segunda caída tonta de Dani, en plena subida con el molinillo a lo que daba. No tengo palabras. A este paso no le dura la bici ni un año.

Track: Track

Sitio web: Talajara

sábado, 26 de julio de 2014

Arganda del Rey

Bonita etapa la del sábado.

Tocaba madrugar un poco ya que se preveía mucho calor y así fue. Así que a las 9 estábamos dispuestos para salir, como habíamos quedado. ¿Os lo creéis? CLARO QUE NO !!!. Al final salimos a las 9:30 porque Dani, como no, se retrasó un poco. Aun con esas, era una buena hora para salir, antes era demasiado madrugón hasta llegar a Arganda.

Como de costumbre, la salida ya era cuesta arriba desde que salimos de Arganda, callejeando un poco. Después nos esperaba un tramo muy divertido y en el que poder practicar un poco la técnica de subida. No era mucha la pendiente, pero el terreno era una senda con mucha arena, piedras y baches que requerían bastante concentración. Se hizo un poco largo, pero al final aparecimos en Campo Real. Y no finalizó la subida hasta que no salimos del pueblo hasta alcanzar el páramo. Allí nos esperaba una pista en muy buen estado y algún tramo de carretera sin ningún tráfico.

Dani me advertía de un sonido extraño en la parte trasera de mi bici. Yo le decía que tengo muy buen oído para la bici y no sentía nada raro. Al final resulto ser su rueda delantera, que no es que estuviera un poco frenada, era lo siguiente. El tío se chupo toda la cuesta arriba con la rueda super frenada. No daba ni una vuelta completa en el aire sin pararse !!!. Tiene buenas piernas el chaval...

Una vez finalizado el tramo de páramo, tocaba bajar hasta Villar del Olmo. La bajada era bastante peliaguda, no por la anchura de la carretera, sino por su estado. Para qué nos vamos a engañar, prácticamente estaba claro que Dani se iba a caer, pero no fue así. Y eso que se llevo un buen susto, que bien pensé que se iba al suelo. Aquí hicimos una parada técnica en la fuente de la plaza. Allí estaba toda la juventud del pueblo, acumulando trienios. Y el que menos, tenía 18 trienios. No digo más.
 
Al fondo, reunión de Subtenientes.
Desde Villar del Olmo, un tramo de camino con mucha maleza y otro de carretera hasta Ambite, donde empezaba la vía verde del Tajuña que no dejaríamos hasta el final de la ruta en Arganda.

La vía no tiene pérdida. Pica siempre un poco hacia abajo y se rueda con facilidad. No obstante, con viento, puede ser muy diferente. Así, se devoran los kilómetros pasando por Orusco, Carabaña, Tielmes, Perales y se llega a Morata. Durante todo este trayecto se va siguiendo el valle que forma el rio Tajuña, lo que garantiza la ausencia de desnivel. Cómo el camino era una antigua vía de tren minero, no hay grandes pendientes. Esta vía está señalizada como camino de Santiago. Es el camino desde el Monasterio de Uclés, cuna de la Orden de los Caballeros de Santiago, hasta o desde Madrid. Mas información aquí.

Pero desde Morata, el camino se inclina hacia arriba en una subida tendida que permite que cada uno marque su ritmo y lo pueda mantener. Es de pendiente casi constante y las vistas desde arriba son muy bonitas. De hecho hay un par de miradores en los que descansar y contemplar el paisaje. Eso sí, en épocas de poco calor, porque no hay ni una sombra, y así no hay quién pare a ver nada. Durante la subida, se atraviesan bastantes viaductos y trincheras por las que iba el tren y es muy agradable a la vista.

La bala pucelana
Una vez alcanzado la cota, el camino se hace a tumba abierta, con una buena bajada en la que no se circula por debajo de 35 km/h prácticamente hasta Arganda, dejando un gran sabor de boca.

En definitiva, una ruta un poco larga pero muy asequible, sin grandes pendientes y cómoda al pedaleo.

Nosotros fuimos en coche, pero se puede ir en metro ya que comenzamos y finalizamos en el aparcamiento de la estación de metro de Arganda.

Como no, tocaba hidratarse en el primer bar que había a tiro. Justo enfrente del coche, vamos.


PD: ruta limpia, sin caídas, lo que es una noticia de alcance mientras este Dani pedaleando.

Track: track




viernes, 18 de julio de 2014

Soto de Viñuelas

Breve relato de la ruta que realizamos Dani y Carlos, el sábado 18 de julio. 

En verdad la ruta es bastante asequible y entretenida. Tiene todo tipo de terrenos y desniveles, pero se realiza sin problemas y, además, es bastante corta.


Subida inicial
Comenzamos en el polideportivo "Dehesa Boyal" en San Sebastian de los Reyes, que también fue punto de partida en el DUCROSS que realizamos Guille y yo hace unos meses. El comienzo de la ruta fue el mismo que en el Duathlon, con una fuerte subida que en su día se me atragantó bastante, sobre todo en la segunda vuelta.

El camino está bien identificado ya que en todo momento se tiene el muro del Soto de Viñuelas a un lado, a excepción de las travesías de alguna urbanización y la zona de la carretera de Colmenar.

Comienza el cachondeo y en la primera subida fuerte, Dani (como no) se va al suelo. Esta vez sin consecuencias ya que fue subiendo. Lo dicho, sale a caída por salida. Se ha comprado una buena bici, aguanta perfectamente los golpes.

Después el circuito es realmente entretenido, con tramos de senda, rodeados de árboles en los que además de ir fresco, te entretienen mucho.

Antes de llegar a Tres Cantos, hay un mirador donde se pueden apreciar las cumbres de la sierra madrileña, Colmenar, Manzanares el Real y otras ubicaciones. Esta zona está muy transitada por ciclistas y es muy transitable. Solo hay que tener cuidado con alguna piedra afilada del camino que más de un disgusto le dio a algún ciclista con el que nos cruzamos. Los pinchazos están a la orden del día.



Luego toca cruzar Tres Cantos por sus carriles bici y atravesar la M-607 un par de veces para volver a pegarnos al muro. De aquí hasta el punto de salida es una pista muy cómoda donde Dani se vino arriba y metió presión al plato.
 

En fin, una rutita entretenida, corta y asequible. Con buen aparcamiento y refrigerio posterior de calidad.

Toca preparar la siguiente ...


Track: Track

sábado, 26 de abril de 2014

Colmenar del Arroyo

Se nos fue de las manos, compañeros. Se nos fue de las manos.

Para ser sincero, sobre el papel parecía menos, pero había mucha cuesta. El caso es que empezamos mal: la valla nos impide pasar por donde indicaba la ruta, nos toca intentarlo un poco más adelante y dos bicis atraviesan una ciénaga, así que toca buscarse la vida y tirar por la carretera buscando una ruta alternativa. Y llego el agua, un buen remojón para el personal, que nunca viene mal. Por fin encontramos la ruta y comenzamos con la maratón de apertura y cierre de puertas. Ya no recuerdo cuantas pudieron ser.

El caso es que la ruta, en sus inicios era bastante cómoda, no parecia tener muchas dificultades, pero lo bueno estaba por llegar.

A mitad de recorrido llego uno de los momentos del día: el recto que se marcó Jose Luis. Pese a los gritos que le decían que parase, el bueno de José siguió recto en vez de tomar un giro a la derecha. Lo peor es que era una buena bajada y se debió ir bastante lejos antes de pegarse un buen calentón en deshacer lo recorrido, cuesta arriba. Esto lo iba a pagar, claramente.

De hecho, en la primera de tres cuestacas, dijo basta y se marchó de avanzadilla a Colmenar del Arroyo, por la carretera. Nos vino muy bien en el tema del avituallamiento, puesto que al llegar estaba todo preparado. 

Llegábamos a Zarzalejo, y tras el, llegaba una pared a la altura de la vía del tren que nos izó bajarnos de la bici. Aquello no se podía subir con dignidad, así que pie a tierra y empujar la bici (tampoco fue muy digno). Se hizo largo, pero al final llegamos arriba. Y ahí pensamos que estaba todo hecho, pero no fue así. Quedaban otras dos que nos hicieron tiritar.

En fin, el caso es que pudimos ver, sitios chulos, como un par de búnkers de la guerra civil, las antenas de la NASA, una de ellas enorme por cierto, y paisajes pintorescos.
Antena del MDSCC


Cuestas ...















Blockhouse 13 (Colmenar del Arroyo)

Lo mejor fue el final de la etapa. José había localizado un sitio donde comer y la hamburguesa y las cervezas no faltaron. Parecía que no habíamos comido en 2 días !!!


Estado máximo de gocheo

De postre... más gocheo

Guille en estado puro
Por supuesto que no faltó la correspondiente caída de Dani, que como no podía ser de otra manera, se pegó un buen piñazo. Este chaval sale a caída por día. En esta paso cerca de una buena piedra, y su codo y rodilla dan buena fe de ello. Todo es cuestión que vaya cogiendo confianza, el chaval.

Secuelas del trastazo
Prometo que la siguiente será más relajada !!!

Track: Track

Zona de Gocheo: Restaurante Chicotes

domingo, 30 de marzo de 2014

MTB 4 Estaciones. La Ruta de los Vinos

Segundo intento. Esta vez eramos cuatro: José Luis, Guille, Miguel y Carlos. Y la verdad es que lo pasamos muy bien. Se esperaba lluvia a raudales porque el dia anterior no dejó de llover, pero la lluvia respetó el día y pasamos un domingo muy bueno en lo climatológico.

Los 4 artistas del evento

La verdad es que tuvimos bastante jaleo durante el día. A mi casi se me hizo la hora y llegue in-extremis, pero gracias a que la salida se retrasó, nos pudimos ver un rato antes y charlar un poco. Charlas para darnos cuenta que José Luis venía de empalmada (un figura), estaba bastante eufórico y no tenía rastros de cansancio. "Bendita juventud".

Comenzamos la prueba y enseguida nos dimos cuenta que no iba a ser un paseo. Nos recibió con una serie de bajadas que empezaban a presagiar que la cosa se complicaría. Y se complico. ¡ Menudas cuestas !, en la que pudimos observar de nuevo que Guille iba bastante bien y que José Luis iba a pasarlo mal.

El terreno estaba bastante embarrado pero compacto, por lo que la bici se agarraba que daba gusto. Por supuesto tuvimos que vadear unos cuantos charcos que nos dejaron los pies bien mojados para toda la jornada. 

Después de una subida eterna y por asfalto (menos mal), realizamos el primer avituallamiento. Bicis al suelo y a ponernos asquerosos de fruta, galletas, geles, salchichón y bebidas. Se notaba cansancio en el ambiente y el personal se tomó con calma la arrancada.

Se alternaron fuertes subidas con bajadas divertidas. Llegó el momento de decidirse si ir a la ruta larga o a la corta. No hubo dudas, a la larga. Algún elemento del grupo llegó un poco tarde, pero siguió adelante. Eso sí, en cuanto salimos del avituallamiento, el motor diesel se ahogó un poco y ya no volvió a ser el mismo. Arrancamos con otra subida en el Km 30. Otra larga subida. La verdad es que nos quedaba lo peor. Yo me fui con la sensación de haber subido mucho y bajado muy poco.

A mitad de recorrido nos llegaron grandes noticias desde Madrid. Y es que Dani, no contento con haberse caido a los 3 metros de estrenar la bici, se había vuelto a pegar otro piñazo, esta vez en un terraplén. El cachondeo fue generalizado. Tenemos muchas ganas de que aparezcas en una carrerita porque creo que nos vas a dar muchas tardes de gloria.


Detalle del piñazo






Después de un buen rato de risas en el prado, y tras esperar bastante a José Luis, que se había quedado, decidimos continuar la marcha deseando que se hubiera dado la vuelta. Porque la verdad es que el terreno estaba bastante complicado con tanta cuesta.



Tras un buen rato de suplicio y tras más de 4 horas encima de la bici, llegamos al final. Pero ahí no estaba José ..... SEGUÍA PEDALEANDO el campeón. Y tras un buen rato en el que estuvimos descansando y comiendo apoyados en el muro, megafonía anunció que llegaba un superviviente de la carrera. Nos nos levantamos como un resorte con la seguridad de que era José Luis y..... EFECTIVAMENTE !!!. Ahí estaba el tío, feliz como una perdiz y con las Ray-Ban en su sitio. Su espíritu globero le hizo sacar fuerzas de flaqueza y acabar la carrera con un par.













Decididamente fue tu día José, tus Ray-Ban te marcarán eternamente.

No quiero finalizar esta entrada sin decir que conseguimos adelantar a la morena a 200 metros de meta, así que objetivo cumplido. ¡No nos podia ganar!

Enlace de la prueba: Sitio web 

Fotografias Oficiales: Fotos

domingo, 23 de marzo de 2014

DUCROSS San Sebastián de los Reyes

Se inició la aventura de Club Deportivo Cervecero Pincharruedas !!!. A ver cuanto le dura el nombre...

Lo inaguramos Guille y Carlos en el DUCROSS de Sanse. La verdad es que fue durillo, para qué nos vamos a engañar. El dia estuvo bien de clima y pudimos disfrutar de la prueba.

Guille está que se sale, va sobradísimo encima de la bici, y nos va a costar un huevo pillarle. Lo peor es que se llegue a aburrir, así que chavales, ya nos estamos poniendo las pilas que lo perdemos!!!

La prueba consistia en correr 5 kms, luego pillar la bici durante 15 kms y rematarlo con otra carrerita de casi 2 kms. Puede parecer poco pero os aseguramos a los que faltasteis que hubo momentos en los que te faltaba el aire.

La carrera estaba bien organizada y fue cómodo llegar. Había mucho aparcamiento y no es que hubiera mucha gente (creo que no más de 700). 

Comenzamos con la primera carrerita. Fue bien, aguantando fuerzas pero sin ir demasiado despacio. El correr con más gente te pica y aprietas un poco. Además, la prueba era cronometrada y la gente iba bastante rápido. Llegamos a la primera transición, .......con calma ....., que había que abrocharse las zapatillas, tomar aire, beber, etc... Pero es que el personal iba a toda prisa. No tenía mala pinta y había bastantes bicis por lo que no ibamos muy mal. Pero llegó la bici y el personal (entre ellos Guille) iba a fuego !!!. Menudos tortazos se vieron. Parecía que a alguno le iba la vida en ello. Pero nosotros hacíamos las bajadas con calma. Las subidas también, para qué engañarnos. Guille iba con muchas fuerzas, pero me esperó (el espíritu del C.D.C.). Un amigo. El circuito eran dos vueltas y os juro que no lo sabía. Al acabar la primera creí morir cuando vi que había que dar otra. QUE BAJÓN. Fueron 15 kms de sprint, muy cansados. Pero por fin, soltamos la bici y nos encaminamos a realizar la tercera parte. Al dejar la bici nos dimos cuenta que ibamos bastante mal. En la zona de transición había un huevo de bicis. OTRO BAJÓN. Pero seguimos adelante. Y después de que casi se nos salieran los pulmones del sitio, realizamos los 2 kms (que parecieron más), y llegamos al final en un honroso tiempo.



Recogimos las bicis, nos cambiamos de ropa y.... CERVECITA !!!!!!!!. Bueno y Coca-Cola para alguno... un poco triste si que queda.


En fin, primera etapa de esta aventurilla. La siguiente..... en breve.

Enlace de la prueba: Sitio web

Clasificación: Clasificacion